Dos viviendas habituales segun la ley

Pueden darse una serie de circunstancias que exija tener dos viviendas habituales como, por ejemplo, trabajar en dos ciudades o cuando se trabaja en una ciudad y la familia vive en otra. En estos casos, y desde el punto de vista fiscal, la ley determina que ambas viviendas son las habituales y por ellas se podrá deducir en la declaración de la Renta. Algo muy diferente al tratamiento en el supuesto de tratarse de una segunda vivienda o inmueble para pasar las vacaciones.

Para Hacienda, siempre que se cumpla el requisito de que sean viviendas habituales, no se superen los límites de la deducción y la cantidad total deducida en todos los años no supere el 1 5% del precio de la más cara, el propietario puede deducirse en el IRPF por la adquisición de ambas casas a la vez, en el mismo periodo fiscal, los intereses correspondientes y el 1 5% de la amortización del préstamo y de los gastos de adquisición de cada uno de los inmuebles.

You can follow any responses to this entry through the RSS 2.0 feed. You can leave a response, or trackback from your own site.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>