Archivo para la Categoría » Encimeras «

Encimeras de mármol travertino

La variedad con mayor aceptación para encimeras es el mármol travertino, que se caracteriza por sus zonas erosionadas que son también su principal inconveniente, ya que absorben las manchas. Para evitarlo, se debe tratar con una resina tapaporos.

Encimera de arenisca

Una opción muy actual es realizar un lavabo en una encimera de arenisca de grano grueso, una piedra formada por la sedimentación de granos de arena y cuarzo. Este material absorbe muy bien la humedad y los impactos, es muy poroso y presenta muchas vetas de diferentes colores, lo que lo convierte en una opción singular.

Encimera del mueble redondo

La encimera del mueble redondo que aparece en el cuarto de baño es de granito gris. Las estanterías Lavanda han sido diseñadas por G. Bernal y R. Isern y producidas por la empresa séllex.

Encimera de mármol para baño

Bajo la encimera de mármol se colocó un mueble realizado a medida en madera envejecida. El lavabo es de la firma Roca, y la grifería, un diseño de Silvia Barnitz. Los accesorios proceden de Beardsley, y las baldosas, de Neocerámica. El espejo es una pieza antigua.

Encimera de cristal para lavabo

Encimera de cristal para lavabo encastrado de la serie Becquer. Este modelo de Esencia Decoración se caracteriza por sus líneas rectas.

Encimera lavabo de doble seno

De la colección Kapp, original encimera lavabo de doble seno, que mide 136 cm. De Gama Decor, está realizada en vidrio fuso de 19 mm de espesor con ligeros efectos decorativos.

Encimera rectangular de cristal

De la serie Vitta, encimera rectangular de cristal con 97,8 cm de largo. Esta pieza para lavabo encastrado, de Mobiliario Royo, se prolonga en un pequeño zócalo que protege la unión con la pared.

Encimera de marmol para el lavabo

Las paredes del cuarto de baño se ofrecen revestidas hasta media altura en mármol y la otra mitad se ha pintado en color blanco. El lavabo tocador, que se ofrece con la encimera de marmol, se ha realizado a medida en madera de roble envejecido. Encima se ha colocado un gran espejo rectangular que se encarga de potenciar la amplitud visual de todo el conjunto. La grifería es de Hansgrohe. En el techo se han ubicado varios ojos de buey.

El dormitorio principal es una estancia muy luminosa y se ha decorado en tonos claros: crudos, blancos y beiges. Destaca principalmente por su simplicidad de elementos. Como mobiliario básico se ha escogido: una cama, un velador; una butaca de mimbre y un gran armario de madera.

Encimera decorativa con cajoneras

Para aprovechar la zona de radiador y protegerlo además de las manitas infantiles, se ha realizado un cubreradiador a medida lacado en tonos blancos y azules, que incluye una encimera para colocar todo tipo de cosas y una práctica y decorativa cajonera en uno de sus laterales.

Encimeras de granito para la cocina

Las encimeras, también de granito, se rebajó en la zona del fregadero para facilitar el trabajo. Los muebles, diseñados por la decoradora, combinan los detalles de madera de haya con acabados sintéticos en amarillo y blanco. Este último color se repite en los armarios superiores para potenciar la luminosidad. Mientras, los módulos inferiores situados en la zona de trabajo son más altos y más profundos que los de tipo estándar.

De este modo, se prescindió de un zócalo inútilmente alto, espacio que se aprovechó para
hacer más grandes las gavetas. También se otorgó profundidad y amplitud al plano de trabajo. Todo se pensó para sacar partido hasta del más mínimo rincón y crear un ambiente cálido y funcional, sin obras y a un precio asequible, todo a un tiempo.